lunes, 19 de abril de 2010

Almas en el Horizonte


Cuando la puerta de la felicidad se cierra, otra se abre solo que a veces no la vemos
porque nos quedamos paralizados frente a la que se cerro .

No sabemos lo que tenemos hasta que lo perdemos... pero otras veces no sabemos lo que nos hemos estado perdiendo hasta que lo encontramos.

Deja que crezca el amor en el corazón de otra persona, y si no crece, se feliz porque creció en el tuyo.

Ama hasta consentirte en lo amado y mas aun hasta convertirte en el mismísimo amor.

El amor llega a aquel que tiene fe y espera, aunque lo hayan decepcionado...

A aquel que aun cree y sueña, aunque haya sido traicionado...

A aquel que todavía anhela amar, aunque antes haya sido lastimado...

...Y por sobre todo… llega al que tiene el coraje y la fe de seguir amando sin ser recompensado.

Dejemos que los demás sean auténticos, que sean ellos mismos, de lo contrario amaríamos el reflejo de nosotros en ellos.

No debemos fijar nuestra mirada en lo externo, ya que esto se puede perder en el camino de la vida.

No nos inclinemos tampoco por las cosas materiales, ya que nada es eterno.

Siente por alguien que te comprenda, que te haga sonreír, y que transforme tus amarguras en dulzuras.

Alguien que haga que un día oscuro brille solo para ti.

Alguien que cautive tu corazón y lo libere de sus cadenas... y que lo deje ser libre para sentir de verdad...

Hay momentos en los que uno extraña a alguien sin control, y no sabe por que...

Hay momentos en que nos invade un fuerte deseo de abrazar, besar y querer por siempre...

Es en esos momentos en que sentimos el amor de una manera única... el corazón se pierde en un estallido y vibra el alma tratando de llegar a ese ser que tanto deseamos...

Que bello es soñar con la persona amada, atravesar el tiempo y el espacio para unirse mas allá de nuestra imaginación, en ese mundo en el que soñamos estando despiertos,
con sueños tan vivénciales que nos hacen sentir que ese ser esta ahí, solo esperando que demos un paso para cobijarnos entre sus brazos...

La felicidad espera a aquellos que sueñan...

Hay otras puertas que conducen nuevamente al amor...

La felicidad espera a aquellos que tratan de abrir esas puertas y que dejan de mirar la que en un momento los paraliza...

Solo hace falta entregarse a esa nueva ilusión, dejarse consumir por el fuego de esa llama y proponerse no poner limites a esas sensaciones.

Porque el verdadero amor no conoce de limites ni de fronteras y podemos encontrar nuevamente a quien amar, mas allá del horizonte.


Alejandro Bethecourt

Un minuto


Un minuto sirve para sonreír:
sonreír para el otro, para ti y para la vida.

Un minuto sirve para ver el camino, admirar una flor,
sentir el perfume de la flor, sentir el césped mojado,
percibir la transparencia del agua.

Se requiere apenas de un minuto para evaluar
la inmensidad del infinito, aunque sin poder entenderlo.
Un minuto apenas para escuchar el canto de los pájaros.
Un minuto sirve para oír el silencio, o comenzar una canción.

Es en un minuto en que uno dice el "sí" o el "no" que cambiará toda su vida.

Un minuto para un apretón de mano y conquistar un nuevo amigo.
Un minuto para sentir la responsabilidad pesar en los hombros, la tristeza de la derrota, la amargura de la incertidumbre, el hielo de la soledad, la ansiedad de la espera, la marca de la decepción, la alegría de la victoria...

En un minuto se puede amar, buscar, compartir, perdonar, esperar, creer, vencer y ser...

En un simple minuto se puede salvar una vida.

Tan sólo un minuto para incentivar a alguien o desanimarlo.


Un minuto para comenzar la reconstrucción de un hogar o de una vida.

Basta un minuto de atención para hacer feliz a un hijo... un padre, un amigo, un alumno, un profesor, un semejante...

De todos los minutos bien vividos...

Un minuto... Cuántas veces los dejamos pasar sin darnos cuenta... pero tambien cuántas veces traemos a nuestras vidas los recuerdos de los minutos vividos llenos de felicidad, de alegría y tambien de tristezas...

Decimos "un minuto" y nos parece nada...

Pero cómo se aprecia ese minuto al levantar la mano y saludar a un amigo que se va para siempre, como se valora ese minuto que hace que lleguemos tarde a nuestros trabajos, como se espera ese minuto que nos lleva a reunirnos con los que amamos, como nos llena de emoción ese minuto en que nos entregan a nuestro hijo al nacer, y cómo tambien deseamos que la vida le otorgue más minutos a quien la muerte separará físicamente de nosotros y no veremos más.

Un minuto...parece increíble...parece tan poquito y sin embargo puede dejar una huella tan profunda en nuestra vida.

Lo importante es no vivir la vida porque sí, dejando pasar el tiempo.


Alguien alguna vez dijo:

"Vive cada minuto como si fuera el último"...

Si todos recordaramos esa frase a diario aprenderíamos a vivir la vida intensamente.

Aprenderíamos a no posponer las emociones más lindas de la vida pensando que "si no es hoy será mañana"...

Tu tiempo es ahora... el futuro es incierto...

Vive cada minuto intensamente.

La vida es Hoy...

Que el reloj de tu vida marque cada minuto al compás de los latidos de tu corazón.


Mirtuchi

Besar el Alma


El alma no crece en los árboles, sin embargo se nutre de nuestro entorno, como el cuerpo de la comida.

El alma necesita ser alimentada con visiones hermosas, palabras que llenen... o por quien sabe besar el alma.

Besar el alma es saber tener paciencia, comprensión, y nunca juzgar a nadie, simplemente aceptar las personas como son...

Besar el alma es abrazarse cuando hay soledad, cuando se está triste... sin decir nada, solo sostenerse con ese abrazo de apoyo.

Besar el alma, es sentarse juntos cuando no hay necesidad de hablar, cuando solo hace falta el silencio, al no hacer preguntas...

Besar el alma, es sentir otras manos que dan apoyo fortaleciendo esa esperanza de vida y de compañía.

Besar el alma, es decir un te quiero con la mirada...

Besar el alma... es fácil, solo basta que decidamos bajar del pedestal del orgullo que muchas veces nos rodea y nos consume.

Besar el alma... ¿cuántos de nosotros necesitamos de ese beso en el alma que nunca llega?

TODO POSITIVO

La Madurez


Solamente si tu meditación te ha traído una luz que brilla cada noche, la muerte no será una muerte para ti sino una puerta a lo Divino. Con la luz en tu corazón la muerte se transforma en una puerta, y entras en el espíritu universal; te vuelves uno con el océano. …, y a menos que conozcas la experiencia oceánica, has vivido en vano. “Ahora” es siempre el momento, y la fruta siempre está madura. Sólo necesitas reunir el valor suficiente para entrar en tu bosque interior.

Cuando el fruto está maduro, cae del árbol por sí mismo. En un momento pende de las ramas, lleno de jugo. Al siguiente momento cae, no porque se le haya forzado a ello, o porque haya hecho el esfuerzo de desprenderse, sino porque el árbol, ha reconocido su madurez y simplemente lo suelta. Madurez significa que estás listo para compartir tus riquezas interiores, tu “néctar”.

Todo lo que necesitas es relajarte precisamente donde estás y estar dispuesto a que eso suceda. Este compartir de ti mismo, esta expresión de tu creatividad, puede venir de muchas formas: en tu trabajo, en tus relaciones, en tus experiencias cotidianas. No se requiere de ninguna preparación o esfuerzo de tu parte. Simplemente es el momento apropiado.

La fruta siempre está madura y el tiempo siempre es el tiempo adecuado. No existe la inoportunidad.

Osho.